Actuación singular la que toca afrontar esta vez, teniendo que rehacer la imposta de fachada y cubierta en este edificio, el cual aparentemente no presenta daño, pero sí importante riesgo de posibles desprendimientos.

¡Compártelo!